Como cada año este día de nuevo nos volvemos a encontrar en este simbólico acto para rendir homenaje a todas aquellas personas que perdieron la vida en aquel fatídico día del año 1937. Aquel 31 de marzo Durango vivió el primer gran bombardeo aéreo sobre una población civil en Europa. Un triste experimento para comprobar los efectos del ataque que acabó con la destrucción de un pueblo y la muerte de numerosas víctimas inocentes.

Tal y como nos detallan los textos documentados, el 25 de septiembre se produce un primer bombardeo en Durango. Son arrojadas cuatro bombas, cayendo una de ellas en el frontón de Ezkurdi causando 12 muertos y un gran número de heridos entre un grupo de milicianos y refugiados huidos de Gipuzkoa. Otra cae en la huerta del médico Marcos Unamunzaga y dos en la estación del ferrocarril.

Tras este bombardeo, un grupo de milicianos enardecidos se dirige a la cárcel, sacan de la misma a 22 presos que se hallan detenidos por presunta afinidad con los sublevados. Trasladados al cementerio, 21 de ellos son fusilados sin ningún juicio previo.

La guerra continúa y el 31 de Marzo es el día elegido por el General Mola para iniciar una ofensiva general. Ese 31 de Marzo, tanto por la mañana como por la tarde, Durango es bombardeada. El resultado: centenares de heridos, más de 300 personas muertas, casas, conventos e iglesias destruidas...

Fecha última modificación:  18 de marzo de 2021 a las 09:15
 
 
RSS W3C AA W3Hoja de Estilo
Durangoko Udala - Ayuntamiento de Durango , Barrenkalea 17 Telf: 946030000 Fax: 946201622 Correo electrónico: durango@durango.eus